¿CÓMO FINANCIARÁ EL GOBIERNO?