«Es un día de esperanza» dicen los primeros en recibir la vacuna en Ecuador

0 0
Tiempo de lectura:3 Minutos, 49 Segundos

Uno de los ciudadanos en recibir la vacuna en Ecuador contra la covid-19, Jorge Luis Vélez, se mostró esperanzado de una pronta salida de la pandemia.

Con la llegada de las primeras vacunas al país andino inició un nuevo periodo, porque «por primera vez» desde que comenzó la pandemia «la ciencia da la posibilidad de paliar este dolor».

Epidemiólogo del Hospital Pablo Arturo Suárez, en el norte de Quito, Vélez recibió una de las 8.000 dosis de la farmacéutica Pfizer que llegaron al país.

«Me siento bien, es la primera vez que tengo una esperanza. No lo digo por mí, lo digo por toda la gente que trabaja junto a mí», dijo. Los aplausos de los presentes no se hicieron esperar.

Jefe de terapia intensiva del Pablo Arturo Suárez, consideró que después del sufrimiento que el país ha visto este último año, «el día de hoy la ciencia nos da, por primera vez, la posibilidad de paliar este dolor» y de poder regresar a casa con tranquilidad sin el temor de contagiar a familiares.

«Es una pequeña cantidad de dosis, pero es el inicio de algo grande, el inicio del camino para retomar la actividad» a todos los niveles, manifestó.

HOSPITAL CENTINELA

Con diez zonas de atención a pacientes con covid-19 y 111 camas, de las que 49 son UCI, el Pablo Arturo Suárez es uno de los «hospitales centinela» en el país para el coronavirus.

Allí, han sido tratados desde marzo de 2020 unos 7.500 pacientes con afecciones respiratorias, dijo su gerente, Diego Celi.

Hoy, en medio de una efervescencia inusual, con no poca emoción y bajo vigilancia policial y militar, comenzaba allí el proceso. La vacuna en Ecuador es una realidad. 138 miembros del equipo médico del hospital se vacunarán en el inicio.

Dos médicos varones y dos enfermeras mujeres fueron los primeros en recibir la dosis. Se trató de una ceremonia destinada a insuflar optimismo y esperanza después de once meses en luchaa nivel sanitario, económico y social.

«Es un día histórico para el país y para nosotros», manifestó Celi emocionado. Pero recordó que «la pandemia continúa» y pidió a la población que siga cumpliendo «todas las medidas de bioseguridad».

TAMBIÉN EN GUAYAQUIL

De forma paralela, las primeras dosis de vacuna en Ecuador se suministraron en Guayaquil. El ministro de Salud Pública, Juan Carlos Zevallos, presidía el acto oficial.

En la llamada «fase cero», que inicia hoy, serán vacunados de manera voluntaria el personal sanitario en primera línea contra la pandemia, así como personas mayores en centros geriátricos y sus asistentes.

Pfizer prevé enviar unas 86.000 dosis hasta finales de febrero, de un total de dos millones. El grueso llegará a partir de marzo próximo, cuando se pasará a una fase de vacunación masiva.

Las primeras vacunas llegaron el miércoles en un vuelo procedente de Ámsterdam a Quito, Guayaquil y Cuenca. De esas ciudades se distribuirán a los 19 puntos de vacunación habilitados en todo el territorio nacional y hasta finales de febrero.

El Gobierno ecuatoriano anunció que invertirá unos 200 millones de dólares en la adquisición de vacunas contra la covid-19. Las dosis para inmunizar a unos 9 millones de habitantes serán despachadas hasta septiembre u octubre. EFE

Cruz Roja realizará pruebas para detectar inmunidad de ciudadanos